LA PRINCIPAL MOTIVACIÓN:

Existen personas, organismos y grupos sociales que estarían dispuestos a ayudar si conocieran las circunstancias de estas familias o asociaciones que arropan a personas adultos/niños con dificultades -sobretodo de salud y con ellas económicas también.

A través de la imagen, las personas son más conscientes de una realidad. Familias de niños/personas con enfermedades, síndromes, deficiencias, accidentes… renuncian a contratar servicios fotográficos para un recuerdo por temor a no conseguir las fotos que quieren y mucho menos las asociaciones se plantean que la imagen pueden ayudarles.

Ana Cruz (www.anacruz.es), como directora del proyecto, promueve esta iniciativa desde que le surgió un trabajo como fotógrafa con niños con discapacidad se dio cuenta de que podía ayudar a la gente a través de la fotografía y, a partir de ahí, fue cuando buscó si existía algo similar en España.

A través de la red comprobó que no había ninguna organización como tal en nuestro país, tan sólo conoció de lejos que un grupo de fotógrafas americanas estaban trabajando en algo similar. Este fue el punto de inflexión y lo que le dio el empujón para ponerse en marcha.

 

OBJETIVOS A TRAVÉS DE NUESTRA EXPERIENCIA, CONOCIMIENTO

Los trabajos están enmarcados en una labor de difusión casos de necesidad, para poder tener un apoyo social más consciente. Además, rompe barreras, facilitando la posibilidad de que estas familias tengan unas fotos o un video.

1. Recaudar fondos o promover proyectos a través de la fotografía y el video.

La imagen trasmite mucho más de lo que podemos contar con palabras por lo que nuestro objetivo es dar testimonio sobre cómo viven estas familias, sobre todo bebés y niños.

Con los trabajos normalmente se hacen campañas de difusión y exposiciones itinerantes que dan lugar nuevas acciones sociales para conseguir cubrir las necesidades o ayudas objetivadas previamente.

2. Visibilidad y sensibilización social.

Almas Especiales se ha convertido en un trampolín para que la situación de asociaciones y familias se haga más visible y se cree con ello más ayudas y conciencia social. Además, las fotografías/video pueden ser utilizadas por muchos entornos que trabajan en la misma línea, de modo que, entre todos, contribuyan a sensibilizar y a recaudar ayudas para mejorar su realidad.

Todas las historias quieren normalizar su situación, trasmitir naturalidad, fomentar la inserción y no caer en estereotipos de pena o vulnerabilidad.

3. Plataforma de unión entre quienes prestan ayuda/fondos con quienes tienen unas necesidades por su situación vital.

Surge de esta forma una conexión especial y una empatía por parte de padres, niños y profesionales que se trasforma en un recuerdo para toda la vida. Además de la importancia de tener una plataforma que conecta quien necesita ayuda con quien puede ayudar y conoce de este modo las realidades que se muestran.

4. Ayudas reales para necesidades reales

Queremos que se promuevan fondos, ayudas y proyectos, a los que pondremos fotografía y video para que las metas y objetivos logrados sean reales, no quedándose en solo un mero conocimiento puntual.

Estas situaciones apenas se muestran dentro de la Fotografía Social. Nadie lo hace, y si lo hace, se ve muy poco y no conlleva la promoción de alcanzar cubrir necesidades básicas para estos contextos sociales con tanta necesidad.